sábado, 16 de enero de 2010

Piloto Automático

no se hace tan difícil
ahora
después de un largo tiempo
después de tantos trenes
con un destino incierto
y viejas estaciones
durando en el herrumbre

el corazón reposa detrás de cosas muertas
las brujas son bonitas
amable el asesino
manejo telarañas
para pegar carteles
la niebla no difiere del vapor
que sube del arroyo en la mañana
los seres más abyectos
me invitan a la fiesta
y todos los traidores
me miran con respeto

la parte más servil de este ganado
la monja con sus cargos de conciencia
los dioses de cartón y lentejuela
los hombres miserables
los soldados
y los que manipulan la alegría
me dieron
para siempre
por perdido
salvando así su puta egolatría
y sin reconocerme la victoria


no se hace tan difícil
ahora
ir navegando el mar del disidente
con el convencimiento de estar vivo
después de involucrar las instrucciones

y sin embargo soy un blanco fácil
para quien viene armado con abrazos